La colección Domaine Josmeyer está vacía

Volver al inicio

Domaine Josmeyer

Cuando de vino se trata, todo esfuerzo es bienvenido para llevar la viticultura al siguiente nivel. Y ¿Qué mejor manera de hacerlo que volviendo a los orígenes que han funcionado por tantos siglos? con este concepto trabajan las bodegas del Domaine Josmeyer. Una empresa familiar que por más de 5 generaciones ha cultivado y protegido las 28 hectáreas que componen su dominio.

¿Qué hace especial a Domaine Josmeyer? Que desde los años 80 han venido transformando sus terrenos en un proceso de limpieza que busca purificar el terroir de químicos que fueron aplicados en pesticidas, fertilizantes y otros. Lográndolo con éxito y ganando en 2004 la certificación AB (agricultura biológica).

Producción biodinámica

Un viñedo biodinámico es aquel que prescinde y prohíbe el uso de químicos abrasivos que puedan dañar el terroir o los viñedos en general. El suelo es uno de los factores más importantes para la elaboración de un vino de calidad y en Domaine Josmeyer están conscientes de ello.

Las características que utiliza el Domaine Josmeyer como una producción biodinámica son los siguientes:

  • Respeto al suelo y fertilización: Trabajan el suelo dejando espacios entre las hileras de la vid para que de forma natural se desarrolle una diversidad de flora y fauna natural que mantiene un equilibrio para el control de pestes. Con un abono natural que usan en otoño en cantidades justas para favorecer a una rica y variada gama de microorganismos que enriquecen el terruño y a la vid.
  • La vid: Domaine Josmeyer sólo planta vides de sus propias viñas anteriores. Prestando atención en cómo se adaptan al suelo y clima particular donde se desarrollan. Dejando espacio en el viñedo para que las cepas jóvenes tengan todo el tiempo necesario para extender sus raíces de forma adecuada y garantizar así la calidad y una cepa longeva.
  • Se usan plantas como la ortiga, sauce y cola de caballo en la vid para reducir el cobre y azufre.

Su elaboración

Para elaborar cualquiera de sus botellas, el Domaine Josmeyer estima que apenas sus más de 150.000 cepas estén maduras realizan la vendimia de forma manual e integral respetando el calendario astronómico y lunar para determinar el mejor momento para este. Depositando la uva en cestas pequeñas para asegurar que no se estropeen en el traslado al bodegón. Una vez allí el proceso se realiza de la forma más natural posible: sin azúcares o enzimas.

Las uvas del Domaine Josmeyer se prensan enteras y se dejan fermentar entre 6 y 9 horas. El mosto obtenido se fermenta de forma espontánea con levaduras autóctonas en barricas de madera por un periodo entre 2 y 4 meses. Una vez allí se deja envejecer por un periodo de tiempo antes de ser embotellado.

El objetivo del Domaine Josmeyer es llevar las mejores propiedades organolépticas del terruño y la uva a la botella de vino para ser disfrutada de la forma más directa posible. Esta no es una tarea fácil, tampoco económica puesto que la agricultura biodinámica conlleva costes superiores a la convencional. Pero es un esfuerzo que vale la pena cuando se obtiene un resultado tan excepcional como el del Domaine Josmeyer.